Pequeñas joyas de Netflix XII: Tribus de Europa

Tribus de Europa, serie de tan solo 6 capítulos a la espera de renovación por una segunda temporada, se estrenó el pasado 19 de Febrero en Netflix. Una pequeña joya (esta vez, aún en bruto) a la que habría que pulir bastante para pasar a la élite de las series de Netflix. ¿La comentamos?

¿De qué va Tribus de Europa?

Pongámonos en antecedentes. Tribus de Europa está planteada en un futuro distópico, concretamente en el año 2074. Tras un apagón mundial producido en el año 2029, el black december, la tecnología desapareció y las poblaciones se extinguieron. En su lugar se crearon “tribus” alrededor de toda Europa que conviven bajo unas normas muy específicas en cada una de ellas. Así, nos centramos en las tribus de Alemania; Origine, tribu escondida en los frondosos bosques y alejada de la civilización; Cuervos, los malos de la película, por así decirlo; Crimson, la fuerza militar que pretende unificar todas las tribus; Femmes, tribu totalmente femenina estilo valkirias; Atalantia, tribu con paradero desconocido que parece albergar los últimos coletazos de la tecnología del planeta… Son solo algunas de ellas.

¿Te suena? Obviamente, porque básicamente estamos ante un The 100 meets Los juegos del hambre europeo. Las similitudes son más que evidentes y la semejanza de la protagonista con Jennifer Lawrence es casi insultante.

Ante este panorama, la serie sigue las andanzas de Liv, Kiano y Elja, hermanos pertenecientes a la tribu de los Origenes. El punto de partida es la caída de una nave en el bosque del asentamiento de su tribu. Ante el carácter inquieto de Kiano, los hermanos consiguen convencer a su padre y líder de la tribu, Jacob, para investigar el suceso. A partir de entonces, se desencadena una serie de sucesos que cambiará sus vidas para siempre.

Lo malo

No os voy a engañar: Tribus de Europa es un quiero y no puedo. El ritmo es tan atropellado que no te da tiempo a asimilar nada de lo que está pasando. El espectador no tiene margen de reflexión y, por lo tanto, de generar en él una inquietud, una intriga, una especulación. Te lo dan todo bien mascadito, lo que conlleva en un devenir de los hechos bastante pobre y previsible.

En cuanto a la trama tampoco estamos ante ninguna novedad. Además de la influencia directa de las series previamente mencionadas, esto ya lo vimos en, por ejemplo, Terranova. Pero si aquella serie podríamos decir que era más lenta que el caballo del malo, de Tribus de Europa esperamos totalmente lo opuesto.

Los personajes no están nada definidos. Tan solo te dan unos rasgos sutiles en el primer episodio. A partir de ahí, cada uno emprende su camino y no somos testigos de la relación que hay entre ellos, ni mucho menos su pasado. Todo bastante rápido y mal. Un par de capítulos más le hubieran venido bien.

Además, el lack of charisma de sus protagonistas es algo notable. El trío de hermanos parece que viva la vida con horchata en sus venas. Si acaso podemos salvar a Liv, que parece que la motivación por salvar a su familia hace que tenga algún arranque decente. De los varones no puedo decir lo mismo. Insulsos a más no poder, sin ningún tipo de expresión facial o corporal que te haga dudar de si están aún en el mundo de los vivos o no, es sin duda lo peor de la serie.

Lo bueno

No todo es tan malo. Para empezar la trama, a pesar de su falta de originalidad, la verdad es que engancha. Querrás saber qué pasó en aquel black december, así que el camino de Elija parece ser el más interesante. Por otro lado, hay mucho margen de maniobra aún, tan solo hemos explorado un par de tribus y Europa es muy grande. Ya hemos oído hablar de Francia, Grecia, España y País Vasco (sí, como país propio).

Pero la auténtica joya de la corona es Moses. Nuestro querido trilero tiene el desparpajo y el carisma que le faltan a sus compañeros de reparto. El gran Oliver Masucci, al que ya pudimos ver en Dark, eclipsa sin ninguna duda a los protagonistas de Tribus de Europa. Desde el primer momento que sale en pantalla, ya notas que su personaje va a dar que hablar y está bastante mejor construido que el resto. Es una pena que no hayan sacrificado un poco de ritmo por profundizar en los personajes protagonistas.

Al ser pocos capítulos, se ve bastante fácilmente y en una tarde te la ventilas. Si te apetece una serie para dejarte llevar y no pensar mucho, Tribus de Europa es una buena opción. Os dejo el tráiler aquí.

Recordad que ahora podéis encontrar merchandising de vuestras series favoritas aquí, en la tienda online de Seriéfilos Enfurecidos.

The following two tabs change content below.

Paco

Productor audiovisual cuando me dejan, seriéfilo 24/7. Me gustaría escribir más, pero siempre lo dejo para mañana. Lost es mi religión y a quién le pique que se "arrasque". Littlefinger deserved better.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pequeñas joyas de Netflix XII: Tribus de Europa

de Paco Tiempo de lectura: 3 min