The Royals 4×03: Seek for thy noble father in the dust

¡Hola Seriéfilos!

¿Que tal se presenta la Semana Santa? ¿Ya sabéis con qué series os vais a poner al día? Mientras tanto, no podemos olvidar que el palacio de #TheRoyals no cierra por vacaciones y que nos han traído una nueva entrega que nos ha dejado a todos con la patata en un puño. ¿Listos para el repaso? Cuidado, si aún no habéis visto el capítulo entero puede que os encontréis algún spoiler.

Ya me he declarado #TeamLiam en numerosas ocasiones, y quiero que sepáis que esta situación me tiene en un sin vivir. ¡Qué frustración! ¿Cuántas cosas más le pueden ir mal al chico? Cargado de buenas intenciones consiguió en el pasado capítulo recopilar la información de las transferencias de dinero que hizo su hermano a Ted Pryce, transferencias que confirmaban la teoría de que la información que Boone le dió a Jasper era buena. Estábamos todos muy convencidos de que las transferencias eran el pago por asesinar a su padre, pero su majestad tiene todos los cabos atados. ¿Cómo lo justifica? Diciendo que eran para ayudar en la educación de Ophelia tras la muerte de su madre. Haciéndose el héroe, ¡como no! Después de tanta mierda que ha tragado el pobre no me extraña que haya perdido los nervios. Por un momento pensé que le disparaba y que la bala se la llevaba otro.. ¡Fiú, menos mal que no! Hubiera sido el final del principito y de sus opciones de conseguir la corona.

La reina además también es conocedora de las transferencias a Ted Pryce. Digamos que Helena sigue sin pasar por su mejor momento. Ha variado su actividad de ver en pijama ‘Ricas y Famosas’ por tener lío de sábanas con el primer ministro británico a escondidas. Sin embargo sabe que no es bueno para ella que siga ocurriendo y, por lo menos por esta semana lo corta. Sabe que pronto va a ser reemplazada en cuanto Robert se case, y eso la tiene un poco por los suelos. Eso si, entre depresión y depresión tiene tiempo para darle a Willow consejos sobre su vida amorosa.

Y seguimos con la cadena, porque parece que Willow que andaba reacia a la idea de ser reina se lo está replanteando. Primero, contándole a la Reina que era ella la aspirante número uno de la lista de su hijo. Después viendo que quizás Robert no sería tan mal sustituto de Liam en su corazón. ¿ME ESTÁS TROLEANDO? ¡PORQUÉ SIENTE QUE LE PRESTA ATENCIÓN AL CONTRARIO QUE LIAM! La mato. En serio, sabía que acabaría cayendo y este es el primer paso.

Los que si parecen estar teniendo su final feliz son Eleanor y Jasper. Bajo el miedo de que la prensa descubra que Eleanor es la chica misteriosa que ocupa el corazón del más mediático guardaespaldas de la familia real, decide que tiene que hacer algo bueno por un enfermo del hospital para justificar todo el tiempo que pasa allí. Tiene que ser un gran gesto, por supuesto. ¿Qué mejor que organizar un baile de fin de curso a una niña para que se ligue a su amor del instituto? Bingo. Además consigue que el cirujano de el alta a Jasper esa misma noche para llevárselo a casa. Muy chula ella dice que su hermano no puede oponerse, pero seamos francos: “Puede ser el jefe del país, pero no lo es de mí” como diciendo que no puede influir en su vida.. que se atreva a repetirlo después del macro apagón de toda la ciudad de Londres que orquesta para evitar que Jasper llegue de una pieza al palacio.

Digamos que si el capítulo se nos ha pasado rápido, lo que se nos viene encima la semana que viene va a ser de traca. Si no me creéis aquí os dejo el trailer del próximo capítulo. ¡Nos leemos pronto, Seriéfilos!

(Visited 24 times, 1 visits today)

Autor entrada: NuriaRangelG

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *