Shadowhunters 3×13: ‘Beati Bellicosi’

¡Hola, Cazadores! Esta semana Shadowhunters nos ha traído dolor, mucho dolor. Después del merengue de la semana pasa que podéis leer aquí, Jace, Clary, la manada de lobos, los vampiros y Simon nos traen mucho de lo que hablar. Si queréis saber más, seguid leyendo.

Jace y Clary, tatuadores, o no.

En el episodio anterior de Shadowhunters Clary vuelve al isntituto de Nueva York pero no está muy contenta. Y es que esa runa que tiene junto a Jonathan y que une sus fuerzas vitales no le gusta nada. Ni a ella ni a nadie. Si atrapan a Jonathan y le matan, Clary también lo hará. Mal. Muy mal.

Así que Clary decide que es hora de que el tatuaje/runa desaparezca. Ya sabemos que los Shadowhunters no son mucho de pensar las cosas. Son más de actuar. Así que decide enganchar a Jace para ir a una sala en el instituto e intentar quitarse la runa con una maquinita muy moderna. Evidentemente no funciona y además hay mucho dolor.

Pero eso no es todo lo que Jace y Clary hacen. Oh, no. Clary decide poner muchas, muchas velitas, y dar rienda suelta a la tensión contenida en tres temporadas. Fabuloso y además merecido. Banda sonora ON POINT. WELL DONE GURL.

Simon, Maia y el líder de la manada

Yo no sé si vosotros lo sabíais, pero Simon y Maia aún estaban junticos. Bueno, pues ya no. Luke le dice a Maia que no hay nadie mejor que ella para enfrentarse al actual líder de la manada. Y la chica pone en orden sus prioridades, y Simon no es una de ellas.

Pero sin rencor ni nada. Simon es así, un sol. Entiende a Maia y además se seguirá llevando descuento en el bar donde trabaja la chica. Yay! Lo que Maia cuenta poco, es que su ex, Jordan, el Praetor Lupus ha venido de nuevo a Nueva York persiguiendo a Heidi y hay tensión señores. Mucha. Jordan intenta cazar a la vampiresa loca pero falla y cuando los vampiros atacan el restaurante chino, lugar de reunión de la manada de Maia, hieren de muerte a Jordan y además matan al alfa de la manada. What is happening. ¿Se hará ahora Maia la líder? ¿Va a sobrevivir Jordan?

Dramita en la familia Lightwood

Maryse, la señora exiliada, se pone en contacto con Luke y ambos trabajan en abrir una caja fuerte que Jocelyn ha encantado. Ni idea de para qué pero ahí está. Al mismo tiempo, hay tensión. Y besos. Okay. Pero además los Shadowhunters Lightwood están sospechando que la Clave está haciendo cositas ilegales: torturar a los Downworlders para sacar información. Mala Clave.

No sólo tienen Izzy y Alec que buscar a alguien de dentro que les cuente un poquito qué está pasando, sino que además Izzy tiene que luchar con la abstinencia del veneno de vampiro después de dejar que Simon se alimentara de ella, al quitarse la marca de Caín. Alec se preocupa pero Izzy parece ser que está siendo más fuerte que su adicción. You go gurl.

Cuando los Shadowhunters van por fin a hablar con alguien de la Calve, se lo encuentran recién asesinado y con las palabras ‘Beati Bellicosi’ en sus labios. Se lo cuentan a Maryse y ésta sabe que hay una facción oculta en la Clave con ese nombre.

¿Qué pasará con la marca de Clary? ¿Encontrarán más pistas de la Clave los Lightwood? ¿Maia y Jordan? ¿Qué pinta Heidi de nuevo aquí? ¿Va Magnus a recuperar sus poderes alguna vez? Podéis ver la promo del siguiente episodio aquí.

Autor entrada: Cass

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *