Series con videojuego propio

Las series nos han dado de todo con lo que alegrar nuestras vidas: desde aquella camiseta roñosa que ya solo usas para estar en casa hasta pósters para empapelar la habitación. Y una de esos elementos seriéfilos con los que nos han bendecido son los videojuegos. Hablamos de series con videojuego propio.

Entre todo el catálogo de videojuegos que existen, hay unos poquitos que surgieron a partir de series de televisión y que he decidido traer para enseñaros hasta dónde se puede estirar el chicle seriéfilo. Veamos de qué tratan los cuatro de los que he escrito.


Expediente X: el videojuego (1998)

Expediente X (o X-Files) era una serie protagonizada por Gillian Anderson y David Duchovny de ciencia ficción y policíaca. La trama narraba cómo los agentes del FBI Mulder (Duchovny) y Scully (Anderson) investigaban casos que se alejaban de lo común: extrañas desapariciones, alienígenas, contacto con lo supernatural, etc. La serie tuvo tanto éxito que ha sido parodiada en múltiples ocasiones, realizado dos películas, fue retomada catorce años después de acabar y, cómo no, tuvo adaptaciones para consola.

Este juego, de 1998, salió para Pc y un año más tarde para PlayStation. Narrativamente, nos ponía en la piel de Craig Joshua Willmore, otro agente del FBI que debía investigar las misteriosas desapariciones de sus compañeros Mulder y Scully. La jugabilidad era al estilo «point and click» en el que simplemente recabábamos información a base de clickear en elementos importantes que se encontraran en un escenario limitado y obtener información sospechosa. Del mismo modo, las evidencias que se encontraran en una posible escena había que llevarlas al laboratorio a analizar para ir solucionando el caso. Ni CSI, oigan.

Un último detalle es que el juego es de acción real; es decir, los escenarios son auténticos, todo está guionizado y Anderson y Duchovny retoman sus papeles de la serie, así como el papel de Willmore está protagonizado por Jordan Lee Williams además de parte del elenco de la serie que también aparece.

En definitiva, este juego enriquece más aún todo lo relacionado con el universo de Expediente X y gustará a aquellos que busquen la verdad ahí fuera.

Buffy: The Vampire Slayer (2002)

Joss Whedon no es santo de mi devoción pero no negamos que Buffy, cazavampiros fue un pepino de la televisión desde 1997 a 2003. La historia gira en torno a Buffy Summers, una chica de instituto que sin comerlo ni beberlo es elegida para luchar contra las fuerzas del mal por la noche y asistir a clase por la mañana. Fue tan popular que de esta serie madre surgió un spin-off, Angel, así como cómics, novelas y unos cuantos juegos.

Uno de ellos es del que vamos a hablar: Buffy, The Vampire Slayer para Xbox. En él manejamos a nuestra querida protagonista, que debe detener una vez más a su peor enemigo, El Maestro, con la ayuda de todos sus amigos a base de estacazos y patadas. A través de trece niveles debes abrirte paso venciendo a esqueletos, zombies, demonios y vampiros hasta dar con él y desterrarlo de una vez por todas, como ya hicieron en la primera temporada.

Cronológicamente el juego estaría ubicado al final de la segunda temporada, considerándose un episodio perdido de la tercera pero que finalmente vio la luz en forma de videojuego. Otra curiosidad a añadir es que los propios actores de la serie (salvo la protagonista Sarah Michelle Gellar) son los que ponen la voz a sus personajes. Si a esto le añadimos una jugabilidad sencilla e intuitiva y unos escenarios que recuerdan a la serie por ese ambiente tenebroso, es un entretenimiento que especialmente los fans del Buffyverso disfrutarán.

El Internado (2009)

Yo no sabía ni que esto existía, incluso pensaba que el señor Internet me estaba gastando una broma muy gorda, pero resulta que no. Coincidiendo con el estreno de su quinta temporada, al mercado salió un juego de la serie de Antena3 El Internado para Nintendo DS que narraba las aventuras de los jóvenes protagonistas dentro del Laguna Negra.

En forma de aventura gráfica y con lápiz en mano, nuestra misión será manejar a los personajes principales (Carol, Iván, Marcos, Julia y Vicky) y recorrer el internado dispuestos a resolver todos y cada uno de sus misterios hablando con otros personajes o resolviendo sencillos puzles. Lo malo del juego (aparte de su existencia) es que no profundiza más allá de lo mostrado en la serie, si no que simplemente es una especie de resumen acontecido hasta lo mostrado en televisión.

Si a esto le sumamos que la serie no acabó hasta dos temporadas más tarde, es probable que el final sea distinto al de la serie (tampoco sé cómo acaba la serie, al dejé en la sexta temporada hace diez años así que no me hagáis spoiler por favor).

Probablemente un gran videojuego no será, pero fue el primero en salir a partir de una serie nacional.

Anatomía de Grey: El videojuego (2009)

Al igual que con el juego anterior no tenía ni pajorela idea de que esto existiese, pero ingenuo de mí al pensar que no sacarían tajada del tirón de la serie y ganar unas perrillas haciendo esta chabacanería.

A estas alturas todo el mundo tiene una ligera idea de qué va Anatomía de Grey…exacto: médicos metiéndose mano cada vez que pueden mientras salvan la vida a algún paciente. Eso y de renovar el elenco cada temporada.

Pues algo así trata el juego ambientado en la cuarta temporada. Durante este surge un brote de difteria que pone en jaque tanto al personal del hospital como a los pacientes y deberemos lidiar con este peligro mientras exploramos la relación con los personajes a través de tramas secundarias (o sea, en los bajos).

¿Y cómo es la jugabilidad? Pues un churro. Todo se basa en minijuegos: desde conversaciones (como hacer cambiar a alguien de opinión) hasta las operaciones quirúrgicas se realizan a través de pequeños minijuegos que, según internet, “tienen la dificultad para niños de ocho años”. Tampoco he querido profundizar mucho más ahí. Para más inri, ninguno de los actores principales pone las voces para sus personajes pero sí está escrito por los guionistas de la serie, que ya es algo.

Así que, si tenéis una Wii, PC o DS, por favor, jugadlo y me decís qué tal está de mal.

Y lista finiquitada. ¿Habéis jugado a alguno de estos cuatro? ¿Os gustó o lo devolveríais sin pensarlo dos veces? ¿Qué diferencias encontráis con su serie? Cuéntanos en nuestro Twitter.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: