Qué me enseñaron las series

Qué me enseñaron las series

El 2020 ha sido un año que ha marcado para bien o para mal un antes y un después. Pues con las series a mí, me pasa lo mismo oye. Así que hoy, en estas 12 campanadas 12 series, vengo a hablar de qué me enseñaron las series en 2020.

Ya se sabe, algunas pasan sin pena ni gloria y otras me llegan a obsesionar de tal manera que luego sufro vacío existencial una vez las he terminado.

Sabes que una serie te ha dejado huella cuando usas frases de sus personajes, cuando te enamoras de outfits, cuando sueñas con sus tramas o cuando aprendes algo que no sabías.

Aquí te dejo las mías de este año:

Sex Education

Empezamos el año con buen pie, y el estreno de la tercera temporada de esta maravillosa serie protagonizada por una Gillian Anderson que me tiene loca. Pero lo mejor de esta serie no está en su reparto, sino en su frescura y naturalidad ya no solo para hablar de sexo de forma muy didáctica (duh!) sino para introducir otros temas un poco tabúes para la sociedad como son el aborto o las drogas.

Good Girls

Christina Hendricks también se ha ganado mi corazoncito desde que la ví por primera vez como Joan en Mad Men. Pero Good Girls es una serie que va mucho más allá de una sola actriz carismática y preciosa. Desde el minuto uno conseguí empatizar con las tres amigas que tratan de sobrevivir entre deudas ¡como no! Con esta serie he aprendido que los límites del bien y del mal son una delgada linea muy borrosa cuando de ayudar a tu familia se trata.

Gambito de Dama

Novedad novedosa de este año. Aquí me engancharon, pero bien, por la fotografía tan bonita y lo bien hecha que está la serie.  Y después no podía dejar de pensar en los outfits que lucía Anya Taylor-Joy como Beth Harmon. ¿Pasada de argumento? Por supuesto, pero yo a día de hoy he ganado una curiosidad por el ajedrez que tenía dormidita y que me apetece mucho darle rienda suelta.

Veneno

Vamos por partes, como dijo alguien que era muy ordenado. Más que nada porque lo de Jack El Destripador está ya muy manido. No soy muy fan de los javis pero hacen muy bien su trabajo. Consiguen meterte en la historia, creértela, emocionarte y aprender de sus personajes.  Eso es lo que me ha pasado con Veneno. Esa forma que tienen de contar sus historias a base de flashbacks y forwards, esos diálogos. Tienen mi corazón forever ¡Digo! Además, creo que hacen una labor de divulgación sobre la comunidad trans muy importante.


Recordad que ahora podéis encontrar merchandising de vuestras series favoritas aquí, en la tienda online de Seriéfilos Enfurecidos.

The following two tabs change content below.

Sara Armenteros

Nací en los 80 y soy estudiante de Comunicación en la Universitat Oberta de Catalunya. Me encantan las series y el cine, la música, la publicidad, los viajes, los libros y la fotografía y no necesariamente en ese orden.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Qué me enseñaron las series

de Sara Armenteros Tiempo de lectura: 2 min
0