Pequeñas joyas de Netflix II: Le chalet

Si hace un par de semanas, empezábamos esta nueva sección con You, la revolución de este inicio de curso, la segunda entrega cambia totalmente de tercio y os la traigo con una serie de la que muy posiblemente ni hayas oído hablar. Se trata de Le Chalet.

El chalé

Oh la la, mon amie! Y hasta aquí todo mi conocimiento sobre este idioma tan pasteloso adorable. Netflix está plagada de series francesas y mucho más interesantes de lo que imagináis. Hoy os traigo una que enseguida me llamó la atención. Y no precisamente por su idioma, sino por su trama: un pueblo perdido en la montaña, un grupo de amigos y un secreto que pronto saldrá a la luz. ¿Existe una mejor premisa que ésta? No para mí.

Soy muy fan de las series a lo “Diez negritos”. Series en las cuales un grupo de gente queda atrapada en un lugar, normalmente alejado de la mano de dios, y van muriendo one by one mientras se intenta resolver un misterio que sucedió tiempo atrás y así desenmascarar al asesino (siempre infiltrado en el grupo). Es que me relamo.

Le Chalet o El Chalet, para los que de idiomas van justitos, nos trae a nuestras pantallas a un grupo de amigos de Valmoline (un pueblo perdido en los Alpes franceses) que se reencuentran en 2017, después de 20 años sin verse, para el bodorrio de dos de los integrantes. A su vez, una sucesión de flashbacks en cada episodio nos cuentan lo sucedido en 1997. Así, tenemos dos líneas temporales que se entremezclan hasta formar un puzzle perfecto con todo lo sucedido en ese, su pueblo.

1997, le passé

1997

La trama de 1997 arranca con la llegada de la familia Rodier al pueblo. La conforman Jean-Louis, un escritor en horas bajas, Françoise, su mujer y Julien y Amélie, sus hijos. Pronto empiezan los conflictos (Julien empieza una relación con Alice, una adolescente del pueblo, mientras que su padre coquetea con la camarera del bar) que desemboca en la desaparición repentina de toda la familia.

2017, le présent

2017

Mientras tanto, en 2017, el grupo principal se va a vivir al chalet donde 20 años atrás desaparecieron los Rodier. Ya en el primer episodio se ve claramente que no todos son tan amigos como quieren aparentar, y no tardamos mucho en ver el por qué. Además, la desconfianza planea constantemente en el grupo ya que algunos de ellos no estaban en 1997 sino que son “parejas de” y en cuanto se dan cuenta de que el asesino podría ser uno de ellos, hasta el más angelical se convierte en sospechoso principal.

El drama no tarda mucho en arrancar: nada más llegar al pueblo, vemos el primer cadáver en el camino. Pero esto no ha hecho más que empezar. Poco a poco, los amigos se van quedando aislados por diferentes motivos que no quiero enumerar, pero sí el primer punto de inflexión, que es la destrucción del puente. Es el único nexo con el exterior (entendiendo exterior como todo aquello que no es Valmoline). Sirve tanto de entrada como de salida del pueblo y sin la posibilidad de utilizarlo, las probabilidades de escapar son casi nulas.

Le pont

En resumen…

Desde el primer momento sabes que algo está pasando en el pueblo. Muy a lo Twin Peaks, parece que el secreto de Puenteviejo Valmoline sigue latente en sus habitantes y poco o nada les agrada hablar del pasado del pueblo. Pero, como no podía ser de otra manera, la protagonista absoluta, Alice, no dejará pasar la oportunidad de investigar los sucesos que, 20 años después, siguen trayendo cola entre esa, su comunidad.

Pero no todo son desgracias. Le Chalet también nos trae historias de amor. El primer amor, el amor por interés, el amor obsesivo, el amor más puro, incluso el amor de padres a hijos o entre hermanos, cobran vida en esta serie donde el destino pondrá a cada uno en su lugar.

A pesar de que Netflix la promociona como serie original, la realidad es que se trata de una serie de la cadena France 2, estrenada en Marzo de 2018. Cuenta con una única temporada de 6 episodios de una hora de duración. Os dejo el opening que es una maravilla y asimismo os animo a todos a verla.

Autor entrada: Paco

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *