Élite no es una serie adolescente más

Netflix no se lo ha pensado dos veces y ha puesto toda la carne en el asador. Élite se ha atrevido, y de muy buen modo, a concentrar en una tanda de tan solo ocho capítulos lo mejor de nuestras series preferidas. La nueva creación de la plataforma cuenta con el mamarracheo adolescente de Pretty Little Liars, el misterio de How To Get Away With Murder y una estética que recuerda inevitablemente a Gossip Girl. Si esto no es el paraíso seriéfilo yo ya no sé.

Nosotros ya nos hemos pegado el correspondiente atracón y hemos devorado en unos días la serie de la que todo el mundo habla. Si quieres saber qué nos ha parecido, y conocer tanto sus puntos fuertes como los débiles, solo tienes que seguir leyendo. Y sí, puedes respirar tranquilo, este artículo está libre de spoilers.

Resultado de imagen de ELITE SERIE

La historia se centra en un grupo de alumnos de Las Encinas, una escuela a la que solo se accede a golpe de talonario. Niños pijos cuya máxima preocupación en la vida es como cuadrar en el calendario las clases de polo con las de hípica. Fiestas, lujos, comodidad económica… Una dinámica que se verá interrumpida en el momento en el que tres estudiantes procedentes de hogares humildes llegan a la escuela.

El capítulo piloto nos presenta el desencadenante de toda esta historia y es que, sin nadie esperarlo, tiene lugar un brutal asesinato en las instalaciones de la prestigiosa escuela. Capítulo a capítulo, escena a escena, irán dando pistas sobre quién ha podido ser la víctima, el asesino y, por supuesto, el motivo de todo lo que ha acabado sucediendo. Vamos, un Cluedo en forma de serie en el que vas a sospechar hasta del conserje.

Hasta el momento ya te habrá surgido la mágica pregunta. ¿Y qué tiene esta serie que no haya tenido otras ficciones adolescentes españolas como fueron, por ejemplo, Física o Química o Compañeros? Aunque el nivel interpretativo, en algunos casos, estén a la par, Élite se coloca muy a lo lejos de lo que ya habíamos visto sobre series en las que los adolescentes cargan con todo el peso de la trama.

Los protagonistas no son víctimas de sus propios clichés. Mientras en otras muchas series podemos reducir al personaje a una etiqueta, dada su simpleza, en Élite es algo que no sucede. Estamos ante papeles con más profundidad, verdad y complejidad que en ningún caso dan pie a tramas más que trilladas por todo lo que ya hemos visto hasta la fecha. Cosa que se agradece infinitamente.

Dado el titulillo de “serie adolescente”, otorgado por los medios de comunicación, muchos son los que piensan que el máximo conflicto surgido entre personajes serán algunos como el afrontar el unfollow en Twitter de tu mejor amiga o lo duro que es suspender mates y que los padres no les dejen asistir al concierto del cantante de reggaeton de moda. Lo cierto es que Élite es un thriller que no infla la trama con problemáticas absurdas y mantiene en todo momento su cometido: desvelar quién es el asesino de Las Encinas. Podríamos decir que se trata de una historia dirigida para un público más maduro y protagonizada por adolescentes.

Respecto a su trama es muy importante hacer referencia a la labor de dinamitar tabúes capítulo tras capítulo y de la manera tan agradecida que lo hace. Élite afronta temas como el VIH, el racismo, el poliamor, las drogas… Y lo hace de una manera realista, sin pelos en la lengua y, lo más importante, haciéndote empatizar con el personaje en cuestión.

Todo ello, sumado al gran misterio del asesinato contado en forma de flashback (al más puro estilo How To Get Away With Murder) e interrogatorios policiales donde los protagonistas irán dándote las claves de todo lo sucedido, conforman uno de los grandes estrenos de la temporada. Élite se convierte en un manjar deliciosamente adictivo desde el primer minuto y obviamente, sin esperarte en ningún momento el desenlace, porque sí amigos, no estamos ante una serie predecible y cuando menos te lo esperes tu mente estará estallando en mil pedazos.

Por último, en cuanto al elenco, hay que mencionar que lamentablemente no todos mantienen un nivel interpretativo similar aunque sí que hay actores que en algunos momentos nos dejan con la boca abierta como es el caso de Danna Paola (Lucrecia), Miguel Bernardeu (Guzmán) o Mina El Hammani (Nadia). 

Desde Seriéfilos Enfurecidos te invitamos a echarle un ojo a Élite y que seas tu mismo quién saque sus propias conclusiones acerca de la serie de moda. Estaremos encantados de leer tus opiniones acerca de la trama, el reparto o todo lo que te apetezca. Y si eres de los que ya la ha visto, ¿qué te ha parecido esta loca historia de los estudiantes de Las Encinas?

 

(Visited 177 times, 1 visits today)

Autor entrada: Fran

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *